Cómo ahorrar agua (y dinero) en casa


Unas manos sostienen el agua que sale del grifo.
GTRES


Los astronautas siempre hablan de la Tierra como ‘El Planeta Azul’ debido a su color. Y no es casualidad, ya que tres cuartos de la superficie terrestre están formados por agua. Sin embargo, la mayor parte de ésta -el 97,5%- forma parte de los océanos y tan solo el 2,5% del agua de la Tierra es dulce. Esto no quiere decir que sea potable. Es más, tan solo el 0,007% del agua que hay en el planeta lo es, según la empresa especializada en filtración de agua Tapp Water.

El agua es imprescindible para vivir. Está presente en la rutina de cualquier ser humano. Se utiliza para beber, para cocinar, para asearse o para refrescarse. Es el principal componente del organismo de las personas. Sin embargo, no todo el mundo puede acceder a ella como debería. De hecho, la escasez de este líquido ya afecta a cuatro de cada 10 personas según la OMS.

Ejemplares en PDF de MiBolsilloEn España cada habitante gasta 132 litros de media al día, según los últimos datos aportados por el INE. Las comunidades autónomas que más agua consumieron en 2013 fueron Castilla y León (166 litros por habitante/día) seguida por Valencia (162) y Cantabria (152). En el bando contrario se situaron La Rioja (106 litros por habitante/día), la Comunidad Foral de Navarra (111) y País Vasco (116).

Pero no todos pagan lo mismo. Es más, la diferencia puede llegar a ser del 352% en función de la provincia en la que se viva. Así, los que más pagan por gozar de este bien indispensable son los murcianos, que llegan a tener una factura anual de 510€ al año por un consumo de 175 m3, seguidos por los barceloneses, que desembolsan 502€. Los privilegiados en este ranking son los palentinos, que pagan por el mismo consumo 145€ al año, y los guadalajareños que abonan 145€, según un informe de la OCU publicado en 2016.

Y es que un litro de este líquido transparente, incoloro e insípido tan fundamental solo cuesta de media 0,001486€ en la Comunidad de Madrid, tal y como cuantifica el Canal de Isabel II. Sin embargo, hay acciones que engordan la factura del agua y que se pueden evitar. Por ejemplo, darse un baño, que requiere de unos 145 litros de agua, cuesta 0,22€, mientras que una ducha, en la que solo se gastan 45 litros, cuesta 0,07€, es decir, menos de la mitad. Por su parte, lavar los platos a mano –a pesar de lo que se pueda pensar- resulta más caro que poner un lavavajillas bien cargado.

En el baño es donde más agua gastamos. De hecho, dos tercios del agua que consumismos en el hogar proceden de esta área. Sin ir más lejos, la cisterna gasta de 8 a 10 litros por cada uso. Otra de las vías por las que se derrocha mucha agua son las goteras. Un grifo que gotea vierte 30 litros al día, pero si además el goteo es continuado, la cifra se convierte en 700 litros, lo que en la factura se traduce en más de un euro en el caso de la Comunidad de Madrid, que no es una de las ciudades más caras. Un murciano podría pagar casi el doble.

Si encima eres de los que tiene piscina y cambia su agua cada verano, en función de la capacidad de litros que soporte, el importe varía desde los 30 hasta los 60€ por llenado. Por eso, aunque el agua no sea cara en comparación con su valor, hay algunos consejos que puedes seguir y que, además de hacer que contribuyas con el medioambiente, te harán ahorrar unos eurillos en tu factura del agua.

Baño:

  • Ducharse en vez de bañarse.
  • Tener la ducha abierta dos minutos menos. Esto nos haría ahorrar 560 litros al mes.
  • No utilices el inodoro como papelera. Esto puede ahorrar hasta 55 litros por día.
  • Colocar un mecanismo de doble descarga que disponga de dos pulsadores. Uno de ellos descarga 3 litros y el otro hace la descarga total, unos 10 litros.
  • Llenar un vaso con agua y utilizarlo mientras te afeitas, te cepillas los dientes o te lavas las manos.
  • Recuperar con un cubo el agua que se deja correr en la ducha hasta que sale caliente y utilizarla para fregar, regar u otras actividades.

Cocina:

  • Poner lavadoras y lavavajillas solo con cargas completas para ahorrar hasta 3.700 litros al mes.
  • Dejar en remojo ollas y sartenes en lugar de gastar agua mientras las limpiamos.
  • Utilizar un fregadero para el lavado y llenar el otro para el enjuague.
  • Descongelar los alimentos dejándolos en la nevera, nunca bajo el grifo. Ahorrarás 22 litros por alimento.
  • Lavar las frutas y verduras en un recipiente con agua en vez de bajo el grifo.
  • Reutilizar el agua rica en nutrientes de alimentos cocidos o al vapor para hacer sopas.

Patio y jardín:

  • Considerar alternativas al césped, como las plantas tolerantes a la sequía.
  • Utilizar barriles de lluvia para recolectar agua y utilizarla para regar.
  • Lavar el coche en el césped para regarlo al mismo tiempo.
  • Mantener limpia y con los químicos necesarios el agua de las piscinas durante el año para evitar llenarla de nuevo.
  • Colocar sensores de lluvia en los sistemas de riego para interrumpir su accionamiento.
  • Regar temprano por la mañana o a última hora del día para evitar que el agua se evapore.

Fuera de casa:

  • Pedir agua del grifo siempre que sea posible. Para fabricar una botella de agua de 1 litro se han utilizado 4 litros.
  • Llevar una botella de agua reutilizable para poder llenarla cuando sea necesario.



MÁS INFORMACIÓN

¿Deseas opinar sobre este artículo?
SiteLock
Facebook