El Saprissa sigue imparable

[ad_1]

Tássio al rescate del Monstruo

El Deportivo Saprissa volvió a hacer uso de la saprihora para ganar los 3 puntos en el duelo que sostuvo anoche en La Cueva ante Grecia. Los tibaseños se impusieron 1-0 con gol de Tássio Maia al 91’.

 

Lea: La Liga gana al último minuto

 

En el papel era un partido sencillo para los morados, ya que se trataba de uno de los rivales que viene dando tumbos en los últimos puestos de la tabla, pero en esto del fútbol nunca se sabe, al final no hay rival pequeño, máxime cuando el adversario está dirigido por un hombre formado en la casa tibaseña.

 

No era la primera vez que Walter Centeno se enfrenta a la “S”, lo ha hecho en otras ocasiones, conoce la esencia de los saprissistas, sabe de qué están hechos y también tiene el conocimiento necesario para hacerles daño.

Sin embargo él no podía hacer todo. Simplemente es el encargado de guiar al equipo, pero dentro del terreno de juego son los futbolistas quienes deben sacar la tarea.

 

Con el pitazo inicial llegó la puesta en escena de ambos planteles. El Saprissa se fue al frente en la búsqueda del gol que les ayudara a allanar el camino, estaban en casa, con la afición a favor y un liderato que les sonríe, por lo que no podían especular en la lucha por la victoria.  En tanto los griegos no se daban por menos, quizá no tenían los mismos argumentos que los morados para fabricar jugadas de peligro, pero cuentan con figuras que en las individualidades podían dar la sorpresa y en ocasiones les pegaron más de un susto a los locales.

 

A los dirigidos por Centeno les faltó profundidad, llegar con más insistencia al marco rival, pero la propuesta era buena, no se encerraron, trataron de jugar de tú a tú, lo que les sirvió para irse al descanso con la igualdad (0-0) en el marcador.

 

PUNTERÍA

 

El Sapri era el que dominaba las acciones, basaba su juego en la velocidad por los costados, desde ahí llegaban los centros para los atacantes, quienes estaban bien ubicados, pero les faltaba puntería.

 

La jugada más clara de gol llegó al minuto 12. Desde la izquierda Christian Bolaños metió un centro, el balón le quedó servido a Juan Bustos, quien no lo pensó dos veces para rematar con veneno, no obstante los reflejos de Kevin Ruiz fueron oportunos para mantener la valla en cero.  Mientras el partido transcurría se produjo el debut de Jairo Arrieta en su regreso al Monstruo. El ariete, quien empezó el certamen con Herediano, entró al 31’ para sustituir a Randy Chirino, quien salió lesionado.

 

El complemento fue una copia de lo que pasó en la etapa inicial. Los técnicos seguían moviendo el banquillo, pero ninguno encontraba la fórmula para romper el 0-0 que cada vez se hacía más grande.

 

Corría el minuto 70 y el táctico del fútbol no hacía su aparición. La “S” empezó a perder un poco la calma, ya que a todas luces el empate no era un buen negocio, por su parte los griegos seguían bien parados atrás, ya que el empate era un buen resultado. 

 

ELECTRIZANTE

 

El cierre del encuentro fue electrizante. Al 80’ Michael Barrantes incurrió en penal sobre Lopsang Balmaceda, parecía que se rompería el eterno 0-0, desde los once pasos ejecutó el brasileño Paulo Pereira, sin embargo el meta Aarón Cruz adivinó y le tapó el remate.

 

Parecía que el tanteador no se movería, pero al 91’ Tássio apareció para salvar el honor. Tras un centro que llegó al corazón de área aprovechó para meterle el pie a la redonda y superar al arquero visitante.

El Deportivo Saprissa volvió a hacer uso de la saprihora para ganar los 3 puntos en el duelo que sostuvo anoche en La Cueva ante Grecia. Los tibaseños se impusieron 1-0 con gol de Tássio Maia al 91’.


En el papel era un partido sencillo para los morados, ya que se trataba de uno de los rivales que viene dando tumbos en los últimos puestos de la tabla, pero en esto del fútbol nunca se sabe, al final no hay rival pequeño, máxime cuando el adversario está dirigido por un hombre formado en la casa tibaseña.

No era la primera vez que Walter Centeno se enfrenta a la “S”, lo ha hecho en otras ocasiones, conoce la esencia de los saprissistas, sabe de qué están hechos y también tiene el conocimiento necesario para hacerles daño.

Sin embargo él no podía hacer todo. Simplemente es el encargado de guiar al equipo, pero dentro del terreno de juego son los futbolistas quienes deben sacar la tarea.

Con el pitazo inicial llegó la puesta en escena de ambos planteles. El Saprissa se fue al frente en la búsqueda del gol que les ayudara a allanar el camino, estaban en casa, con la afición a favor y un liderato que les sonríe, por lo que no podían especular en la lucha por la victoria.  En tanto los griegos no se daban por menos, quizá no tenían los mismos argumentos que los morados para fabricar jugadas de peligro, pero cuentan con figuras que en las individualidades podían dar la sorpresa y en ocasiones les pegaron más de un susto a los locales.

A los dirigidos por Centeno les faltó profundidad, llegar con más insistencia al marco rival, pero la propuesta era buena, no se encerraron, trataron de jugar de tú a tú, lo que les sirvió para irse al descanso con la igualdad (0-0) en el marcador.

 

PUNTERÍA

 

El Sapri era el que dominaba las acciones, basaba su juego en la velocidad por los costados, desde ahí llegaban los centros para los atacantes, quienes estaban bien ubicados, pero les faltaba puntería.

La jugada más clara de gol llegó al minuto 12. Desde la izquierda Christian Bolaños metió un centro, el balón le quedó servido a Juan Bustos, quien no lo pensó dos veces para rematar con veneno, no obstante los reflejos de Kevin Ruiz fueron oportunos para mantener la valla en cero.  Mientras el partido transcurría se produjo el debut de Jairo Arrieta en su regreso al Monstruo. El ariete, quien empezó el certamen con Herediano, entró al 31’ para sustituir a Randy Chirino, quien salió lesionado.

El complemento fue una copia de lo que pasó en la etapa inicial. Los técnicos seguían moviendo el banquillo, pero ninguno encontraba la fórmula para romper el 0-0 que cada vez se hacía más grande.

Corría el minuto 70 y el táctico del fútbol no hacía su aparición. La “S” empezó a perder un poco la calma, ya que a todas luces el empate no era un buen negocio, por su parte los griegos seguían bien parados atrás, ya que el empate era un buen resultado. 

 

ELECTRIZANTE

 

El cierre del encuentro fue electrizante. Al 80’ Michael Barrantes incurrió en penal sobre Lopsang Balmaceda, parecía que se rompería el eterno 0-0, desde los once pasos ejecutó el brasileño Paulo Pereira, sin embargo el meta Aarón Cruz adivinó y le tapó el remate.

Parecía que el tanteador no se movería, pero al 91’ Tássio apareció para salvar el honor. Tras un centro que llegó al corazón de área aprovechó para meterle el pie a la redonda y superar al arquero visitante.







Noticias relacionadas





VEA MÁS







[ad_2]

MÁS INFORMACIÓN

¿Deseas opinar sobre este artículo?
SiteLock
Facebook