El científico que culpa a los aerosoles de un 75% de los contagios por Covid-19 recomienda «evitar sitios en interiores»


El investigador zaragozano en la Universidad de Colorado José Luis Jiménez ha impartido este miércoles una clase magistral centrada en ‘los modos de transmisión del SARS-CoV-2 y cómo protegernos: lo que sabemos ahora’, en la que ha recomendado evitar sitios en interiores con mucha gente, sin mascarillas y donde no se guarda la distancia interpersonal.

El científico ha asegurado, durante la charla organizada por el Ateneo de la Escuela de Ingeniería y Arquitectura de la Universidad de Zaragoza (EINA), que hasta el momento solo se reconocen tres maneras de transmisión para la Covid-19: a través del contacto con objetos, a partir del impacto de gotas y por los aerosoles, «que se quedan volando en el aire».

Un hombre con una mascarilla bajada fuma un cigarrillo.

Los estudios de Jiménez han demostrado que la ‘superpropagación’ de este virus se debe en un 75% de los casos a los aerosoles. Esto quiere decir que el virus se mantiene en el aire, después de salir de nuestro cuerpo, y para ejemplificarlo, el experto lo ha comparado con el humo de un cigarro: «Hay que intentar no tragarlo».

“Voy a criticar a la OMS. Aunque me duele”, ha dicho. Y es que el doctor asegura que la organización sanitaria se equivoca al insistir en que la Covid-19 no se transmite a través del aire, al igual que otras enfermedades como el sarampión o la tuberculosis. Y es que, que el coronavirus no sea tan contagioso como tales patologías, no significa que su transmisión mayoritaria no pueda basarse en el aire, tal y como se excusa la OMS, según el científico.

​¿Cómo debemos protegernos?

«Lo más importante es pensar que el contagio es como respirar humo y que necesitamos capas de protección. La mascarilla no es como un talismán». Así ha explicado el entendido la importancia de utilizar, a la vez, todas las medidas de protección disponibles.

Al ser este un contagio mediante el aire, es necesario evitar sitios en interiores con mucha gente, sin mascarillas, donde no se guarda la distancia y donde la gente este cantando, hablando o gritando. Esto se debe a que la retención de los aerosoles en un mismo espacio agrava las probabilidades de contagio. Además, ha aclarado que cuanto más tiempo se converse, mayor será la transmisión, por lo que ha recomendado mantenerse en silencio en zonas de interior y charlar en lugares al aire libre.

Captura del vídeo del CGE con recomendaciones sobre el uso de mascarillas.

Es inevitable huir de los espacios cerrados y por ello el experto ha aconsejado tres acciones principales: ventilar, filtrar y el uso de rayos ultravioleta. Abrir las ventanas y la utilización de filtros, tanto para la ventilación como para las mascarillas, son las medidas estrella que ha presentado este investigador. Aunque también ha incidido en la instalación de medidores de CO2 y de sensores ultravioleta en los techos de empresas y locales comerciales.

El investigador aboga por la homologación de todas estas medidas para hacerlas más asequibles a los consumidores y conseguir que todos los ciudadanos usen el mayor número de capas de protección posibles contra esta enfermedad.



MÁS INFORMACIÓN

SiteLock
Facebook