Intoxicación en perros por beber agua del mar: ¿qué debo hacer?


Son muchas las playas que permiten la entrada a perros. Una ventaja que algunas personas aprovechan para que sus fieles compañeros puedan jugar en la playa, correr libremente, darse algún que otro chapuzón e interactuar con otros perros. Pero hay que tener mucho cuidado con la intoxicación en perros por beber agua de mar, ya que puede llevarlos a la muerte.

Es cierto que cuando están nadando, los perros pueden beber agua de mar inconscientemente. Esto también nos puede ocurrir a nosotros y la cantidad es irrisoria. El problema está cuando beben agua de mar como si fuese agua natural. Si esto ocurre, debemos actuar rápido.

Identificar los signos de intoxicación

Cuando un perro bebe agua de mar sus niveles de sodio se elevan demasiado. Además, se produce una deshidratación, al igual que nos ocurriría a nosotros. Lo más probable es que el perro comience a tener diarrea, vómitos y mareos. Con todo, se mostrará decaído y apático. Estamos ante una clara intoxicación en perros por beber agua de mar que merece atención inmediata.

Llevarlo a un lugar con sombra para que descanse

Si los síntomas no son demasiado graves, debemos llevar al perro de inmediato a un lugar con sombra para que descanse, como indica la Clínica Veterinaria La Zubia. Además, conviene que le proporcionemos agua limpia y fresca para que pueda hidratarse. En el caso de que no haya bebido demasiada agua de mar, los síntomas mejorarán. Pero, debemos estar muy atentos a cómo evoluciona.

Cuidar su dieta los próximos días

Tras haber tomado la medida anterior ante una intoxicación en perros por beber agua de mar conviene cuidar su dieta los próximos días. Un poco de arroz hervido, carne o pollo sin huesos son alimentos aconsejables. Una dieta limpia que sanará los intestinos y permitirá que nuestro perro se recupere de haber bebido agua de mar. Además, debe beber suficiente agua. 

Acudir al veterinario, la mejor solución

Tanto si se agravan los síntomas como si preferimos quedarnos tranquilos, acudir al veterinario será la mejor solución para tratar la intoxicación en perros por beber agua de mar. Como bien indica la Clínica La Zubia, el tratamiento consistirá en una administración por vía intravenosa de líquidos, se controlarán los electrolitos y se realizará un tratamiento para combatir la deshidratación.

Cuanto antes se trate este problema, las posibilidades de que el perro se recupere son mayores. Pues, en el caso contrario, si la sintomatología empeora (temblores o convulsiones) el perro puede llegar a entrar en coma e, incluso, haber bebido agua de mar le puede llevar a la muerte. 

La clave es prevenir

Muchas veces, los perros beben agua de mar porque tienen sed o porque pasan demasiado tiempo en el agua. Para evitar eso, es importante que descansen a la sombra de vez en cuando y que durante ese tiempo les proporcionemos suficiente agua limpia y fresca. Además, conviene que vigilemos cuánto tiempo pasan en el agua para evitar que trague demasiada agua salada. 

Esto es esencial para que puedan disfrutar de la playa sin que sus vidas corran peligro por beber agua salada. Recordemos que ante los primeros síntomas acudir a un veterinario es lo mejor, aunque si estos son leves se pueden tomar ciertas medidas para que el bienestar de los perros mejore. Pero, ante todo, la prevención es lo más importante.



MÁS INFORMACIÓN

SiteLock
Facebook