«Me convertí en algo similar a Hitler para mi comunidad»


Deborah Feldman es la autora y protagonista de Unorthodox, libro en el que se basa la serie de televisión del mismo nombre y en el que relata cómo se crió en la comunidad de judíos ultraortodoxos de Williammsburg, en Nueva York. 

«No solo escribí sino que hablé en televisión y me convertí a una categoría similar a la de Hitler o Goebbels porque para ellos difundí propaganda antisemita«, ha explicado este martes la escritora en un encuentro virtual con periodistas españoles y latinoamericanos por la publicación en español de esta novela (Lumen).

La vida de la autora

Feldman creció en una familia da la comunidad jasídica Satmar, que surgió tras la Segunda Guerra Mundial en un barrio de Brooklyn, bajo un estricto control y férreos códigos de normas religiosas, donde la literatura está prohibida. 

La autora, que ahora vive en Berlín con su hijo, comenzó desde adolescente a leer libros «prohibidos» para su comunidad como Orgullo y prejuicio. Ella era diferente y así se lo hacían notar constantemente porque era hija de padres divorciados, «artículos defectuosos», y había sido criada por sus abuelos.

Tras un matrimonio concertado y con un bebé planificó en secreto su huida de la comunidad, algo muy difícil, según ha relatado la autora, que ha explicado cómo empezó a ir a la Universidad en secreto y cómo se asesoró para poder divorciarse y salir adelante, sin que le dieran ninguna esperanza de éxito.

El libro, su escapatoria 

«Lo escribí con mucha presión porque era la única puerta a la libertad», ha indicado Feldman, quien no tuvo tiempo para reflexionar «ni para hacerme escritora». Y lo hizo en presente para darle la inmediatez de lo que sentía al intentar romper sus ataduras. 

En el libro cuenta las costumbres y ritos de los jasídicos, una comunidad entonces casi imposible de abandonar para las mujeres, a las que hacen ver que no son nada fuera de ella y que acabarán suicidándose como lo han hecho muchas, indica.

No cree que su libro haya sido el que ha inspirado a otras mujeres de la misma comunidad a salir de la misma ya que ahora hay muchas que lo han hecho pero considera que sí ha contribuido como lo han hecho otros casos: «Hay mucha gente valiente que ha hecho su camino sin ninguna ayuda».



MÁS INFORMACIÓN

SiteLock
Facebook