«Me gusta una chica y ella quiere que avance rápido, pero soy de enamorarme con el tiempo»


Ya puedes leer aquí la nueva entrega del consultorio de Psicología con el que 20minutos pretende ayudar a resolver las dudas y dificultades que puedan tener los lectores (con los amigos, la pareja, la familia, en el trabajo…).

Para plantear tu problema escribe un correo electrónico a consultoriopsicologia@20minutos.es. Aquí tienes las respuestas que ha dado a las cuestiones de esta semana nuestra experta, Mª Jesús Álava Reyes.

Sentirse culpable

PREGUNTA He tenido una relación con un chico durante un año, pero siempre discutíamos por tonterías. Me costó dejarlo muchas veces, decía que terminaba, pero luego me convencía para intentarlo otra vez. Dijimos de hablar cuando esta situación terminara cara a cara, pues le pedí espacio. Ya hemos hablado muchas muchas veces, sería repetir la conversación, pero me siento culpable y no sé por qué.

RESPUESTA DE LA EXPERTA Es posible que te sientas culpable porque te gustaría terminar como amigos, aunque también hay ocasiones en que la otra persona es especialmente hábil para promover tu culpabilidad.

En cualquier caso, la situación está muy clara. Tú quieres ser amigos y la otra persona no lo asume. En consecuencia, dejas las cosas como están y no vuelvas a retomar las conversaciones, pues volvería a repetirse la misma situación. A veces, para no sentirnos culpables alargamos una y otra vez el final de una relación y sólo conseguimos provocar un sufrimiento innecesario.

Dependencia emocional

PREGUNTA En esta cuarentena he vuelto a tener relación con mi ex. Ayer discutimos porque yo me llevo bien con su ex. Me empezó a echar en cara un montón de cosas y me sentí súper infravalorada y también me creó inseguridades a la hora de hablar con la gente.

Tengo una dependencia emocional y a la vez obsesión hacia ella, aunque no tenga ahora mismo ningún sentimiento hacia ella. No sé qué hacer para valorarme, para no tener esa obsesión.

RESPUESTA DE LA EXPERTA Tú misma lo has dicho, te sientes infravalorada, tienes una obsesión por llevarte bien con ella… y necesitas ayuda psicológica. Cuando la dependencia emocional te condiciona tu día a día e influye tan claramente en tu propia autovaloración, en tu autoestima, en tu falta de confianza en ti misma…, es urgente recibir tratamiento psicológico.

En estos casos, desde la psicología te ayudamos a quererte, a valorarte, a sentirte bien contigo misma y ser capaz de romper esas obsesiones y dependencias enfermizas. Tienes muy claro lo que te pasa, ya sólo queda dar el paso siguiente para solucionar de forma definitiva este tema.

Perder la magia de la relación

PREGUNTA Antes del confinamiento conocí a una chica que acababa de dejar una relación que estaba muerta desde el año pasado. Yo dejé una tortuosa relación hace un año y me volví más seguro y tranquilo de cara a la próxima relación.

La cosa es que la chica quiere algo serio y que avance rápido y yo soy una persona de enamorarse con el tiempo, poco a poco a medida que voy conviviendo. Ella dice que si no me he enamorado al principio y no le estoy demostrando las cosas desde los primeros días, es que no me va a salir nunca. Estamos perdiendo la magia por no darle yo confianza de pareja seria y al final nos lo estamos cargando.

RESPUESTA DE LA EXPERTA Con frecuencia empezamos una relación condicionados por cómo nos han ido las relaciones anteriores. Esta situación os puede estar pasando a los dos. Lo que está claro es que no podemos forzar las emociones. En el amor no se trata de exigir, se trata de facilitar.

Esta persona parte de una idea irracional, y es pensar que sólo hay una forma de enamorarse. Esa situación os está generando mucha frustración y de ahí vuestras tensiones. Coméntale que forzando los tiempos sólo va a conseguir cargarse la relación, que tú no puedes imponerte una velocidad que no te sale espontáneamente, que si está muy interesada en la relación, podéis pedir ayuda profesional, pero quizás sea suficiente con compartir algún libro sobre el amor y las fases del enamoramiento.

En el libro ‘Amar sin sufrir’ detallo cómo reaccionamos las personas de forma diferente en el amor, cómo es vital dar el tiempo y el espacio que la otra persona necesita, cómo no tiene sentido pedir a tu pareja que piense, reaccione y sienta como lo haces tú… Espero que a partir de ahí, la situación se clarifique, pero, recuerda, no te fuerces, sería engañarte a ti mismo.

Ni siquiera un ‘buenos días’

PREGUNTA Llevo 3 años con mi novio. Esa cuarentena ha sido muy triste respecto a la relación. Él sigue trabajando, yo no, él vive con su madre de 75 años, antes nos veíamos mucho pero ahora ni siquiera me llama por lo cual yo tampoco lo hago y eso me hace dudar mucho.

Me dice que todo está bien pero pasan los días y ni siquiera un mensaje de buenos días, no lo entiendo, me pregunto para qué seguir con algo así, en esta circunstancia dura me he sentido muy sola, incluso abandonada.

RESPUESTA DE LA EXPERTA Conviene dar un tiempo a la relación, un tiempo que os sirva para centraros y para que tú veas si realmente te compensa seguir. Desde luego, no parece mucha demostración de afecto alguien que no da señales de vida, pero repito, lo mejor es que te des tiempo y se lo comuniques.

Aunque él te diga que no, no cedas, en la situación actual vuestra relación tiene poco futuro, por lo que siempre es mejor que os deis los dos ese tiempo que os ayude a clarificar vuestra relación y vuestros sentimientos. Mientras tanto, trabaja tu autoestima y tu seguridad personal.

Sin ganas de estudiar

PREGUNTA Tengo 20 años y empecé la facultad. Estaba muy entusiasmada de estudiar algo que me interesara. Ahora estoy muy deprimida, tengo cero entusiasmo, no tengo ganas de estudiar.

Solo estoy todo el día en el sillón viendo la tele. Trato de hacer cosas que me animen, de estudiar, pero solo me estresa y me frustra. Lloro todas las noches. Pienso en dejarla todos los días pero a la vez no quiero perder un año.

RESPUESTA DE LA EXPERTA A veces reaccionamos de forma extrema cuando nuestros planes se rompen y se frustran nuestras expectativas. Esa especie de enfado a lo único que te lleva es a la desidia, la apatía y la tristeza. Está claro que tienes que introducir cambios drásticos para que esos hábitos que tienes ahora (todo el día en el sillón viendo la tele) los puedas sustituir por otros más razonables.

Intenta quedar con alguien para estudiar juntas (no importa que no sea de tu facultad ni estudie lo mismo que tú); en estos momentos lo esencial es comprometerte a reanudar de verdad tus estudios y seguir una metodología que te ayude a “engancharte” y motivarte de nuevo.

Si esa opción fuese imposible, haz un contrato contigo misma, donde escribirás tus tiempos de estudio, de ejercicio físico, horario de comidas, ratos de tv (como premio cuando hayas hecho tu jornada de trabajo), y FIRMA ESE CONTRATO y hazlo público; díselo a las personas importantes de tu vida, para que te sirva de estímulo y de compromiso.

Recuerda que, en este caso, la queja solo te lleva a un callejón sin salida. En el libro ‘Saca partido a tu vida’ expongo muchas reflexiones, en formato de tuits cortos, que te podrán ayudar a centrarte y a poder ofrecer tu mejor versión. Recuerda que dentro de ti está la solución.

No aguantar a la pareja

PREGUNTA Ya no aguanto a mi pareja. Antes del confinamiento yo ya tenía dudas de seguir con mi pareja, y tuvo que llegar el confinamiento para ponerlo todo al revés. Llevo 15 años con él, no nos hemos casado, yo se lo comenté una vez y parece que no le gusta ese tema, y yo ya tiré la toalla, me conformé con esto, porque a mí me hacía ilusión, pero él dice que lo pongo entre la espada y la pared, y eso me decepcionó.

Ahora no sé dónde ir, vivo en su casa y tengo todas mis cosas aquí, y ahora lo que me da miedo es irme a otro sitio, por el coronavirus, tengo familia en Madrid pero me da miedo irme al foco de la infección, estoy en una encrucijada, no sé qué hacer.

RESPUESTA DE LA EXPERTA Pues parece que vuestra relación no tiene mucho futuro, pero es importante que no te precipites y tomes una decisión por impulso. Dices que no sabes qué hacer, ¿qué tal si trabajas tu independencia emocional y tu independencia económica?

Ahora puede ser un buen momento para abordar el tema de tu trabajo y hacerlo de forma definitiva. Estar con alguien como mal menor, para no estar solos o por comodidad, no es la mejor opción. No centres tu vida en la otra persona; recuerda que las claves están dentro de ti, que tú mejor que nadie sabes cómo eres, lo que anhelas, lo que deseas, lo que te gustaría conseguir.

No te distraigas, pon el foco en recuperarte emocionalmente y conseguir tu libertad. Sólo cuando seas libre, podrás decidir sin condicionantes.



MÁS INFORMACIÓN

SiteLock
Facebook